Revelando Detalles


 Creo que lo más justo es comenzar esta entrada con la siguiente imagen. La encontré por internet allá por el 2005 o el 2006 y la colgé en mi primer blog, uno de aquellos llamados spaces de msn.

"Shhhh" de Steve Ferris

Este precioso dibujo sin querer inspiró ciertos elementos muy importantes de mi última novela El caballero de la canoa. Allí, en aquel blog, conocí a muchas personas que viajaron sentados a mi lado en la canoa e hicieron crecer a muchos personajes inspirados en ellos dándoles parte de su personalidad o de su aspecto. El día que puedan leer las páginas del caballero se sorprenderán al encontrar mis pequeños homenajes en forma de cameo (me encantan los cameos tanto en el cine como en los libros) surcando las páginas de esta fantástica historia.

 Que por cierto la he rebautizado "Heddin: El Caballero de la Canoa". Porque sí el germen de lo que es hoy la península de Heddin ya aparecía en Pedacitos de muerte (una novela que escribí con dieciocho años aunque haya visto su publicación hace dos) con el desierto de Inamesteg y un par de ciudades más, imaginaros lo que ha crecido el mapa de ese mundo que he creado a su alrededor hasta llegar a día de hoy.

Heddin es una península que podría ser perfectamente como la Ibérica y estar situada en cualquier parte de este mundo o de otra dimensión...nunca se sabe ¿O sí? Habrá que leer la novela, digo yo...jeje.

El caso es que mientras escribía esta entretenida aventura se me ocurrió hacer algo de forma paralela, algo que creo que no he visto hacer a ningún escritor ni editorial. (Inciso: ¿Algún editor me lee? Busco editorial para revolucionar el mercado con todo lo que tengo entre manos, aunque de momento me conformo con publicar esta novela jejeje) y está ahí pendiente también de ver la luz,  "La vaca boba", pero mejor sobre esto no digo nada más a ver si me roban la idea. ;-)

 Ahora que he terminado la novela y la he ido puliendo,  han surgido -casi que diría que por necesidad- otros tres nuevos proyectos que enlazan de alguna manera con los ya acabados. Y es que creo que no es que haya encontrado mi estilo, si no también mi forma de crear, hacer sentir, disfrutar enlazando el tocino y la velocidad (porque sí, soy capaz de hacer eso y mucho más, que si no lo digo yo no lo dice nadie) y hacer que todo en mi mundo, que espero sea el vuestro mientras me leéis, tenga sentido, os haga soñar y se disfrute de principio a fin. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario